ONTV

Hoy, 24 horas luego de escuchar las declaraciones de quien fuera la máxima autoridad del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) por más de 10 años, la Organización Nacional de Trasplante de Venezuela (ONTV), institución dedicada a promover la donación y el trasplante de órganos y tejidos desde hace más de 21 años en beneficio de los pacientes a la espera de un trasplante, así como al apoyo de las personas ya trasplantadas, manifiesta su profunda preocupación ante la gravedad de dichas declaraciones, que revelan la responsabilidad, tanto medica como administrativa, del Ministerio del Poder Popular para la Salud MPPS y del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS), entes responsables de las políticas de salud para atender a los pacientes renales y las personas trasplantadas, incluido el suministro de todos los insumos que requieren para la terapia sustitutiva de la función renal.

Las condiciones de vida y los reportes que nos llegan de los diferentes centros de salud, de organizaciones aliadas, de las unidades de diálisis, la perdida de la vida de seis (06) niños del Servicio de Nefrología del Hospital J.M de los Ríos solo en el primer trimestre del 2019, así como las noticias nacionales e internacionales, describen claramente la desesperada situación que estamos padeciendo toda población venezolana y muy en especial los pacientes en diálisis y personas trasplantadas.

Toda esta crisis viene determinada por la extrema y sostenida escasez de tratamiento inmunosupresor por más de tres años con sus consecuencias sobre la sobrevida del injerto, la calidad de vida y la vida de las personas trasplantadas, que incluso ha resultado en lamentables pérdidas de vidas humanas a causa de complicaciones asociadas al rechazo del órgano por incumplimiento de tratamiento. Además debemos mencionar la paralización del trasplante de órganos a partir de donante fallecido por más de 22 meses (desde mayo 2017), aunado a la drástica disminución de los trasplantes con donante vivo.

Algo similar viene ocurriendo con el tratamiento para los pacientes en diálisis y el grave desabastecimiento de los reactivos para realizar exámenes paraclínicos a este sector de la población, lo que aumenta su grado de vulnerabilidad. El deterioro de los servicios de salud ha llevado al cierre de programas de diálisis y este mes de marzo 2019, observamos el incremento exponencial en los niveles de precariedad con el colapso de todo el sistema eléctrico del país y por ende de otros servicios básicos como es el suministro agua potable, que agrava la situación y atenta violentamente contra la calidad de vida o la vida misma, de los pacientes en diálisis.

Ante esta situación la ONTV eleva su voz para solicitar respetuosamente justicia ante las autoridades ya que se deben tomar las medidas urgentes para acabar con esta tragedia que nos agobia y permitir el cese de la angustia permanente que viven los pacientes en diálisis así como las personas trasplantadas y sus familias para cumplir con el derecho inalienable a la salud del pueblo venezolano.

En nombre de los miles de pacientes que partieron por falta de tratamientos oportunos en el área renal, exigimos justicia y enmienda en favor de los que aún están luchando por su vida.

Instagram @ontv_ve
Twitter @ontv_ve

Te puede interesar